Inicio
Reyes visigodos
Rey anterior

Rodrigo
Rey de los visigodos (?<710-711>?)

Genealogía

 

Su reinado

Cuando murió el rey Witiza en el año 710, su hijo Agila continuaba gobernando los territorios de la Tarraconense y de la Narbonense en el noreste del reino, e incluso había acuñado moneda con su nombre. A pesar de que había sido asociado al reino por su padre, no intentó ir a Toledo para tomar posesión del trono. La mayoría de la nobleza no tuvo en consideración sus dudosos derechos y eligió al duque Rodrigo, gobernador de la Bética, para que fuese el nuevo rey de los visigodos y lo proclamaron durante el verano de aquel año. La madre de Agila, sus hermanos y sus tíos no aceptaron la elección de Rodrigo y encabezaron una facción para apoyar las pretensiones de Agila al trono. El más influyente del partido fue su tío Oppas, que había sido nombrado arzobispo de Sevilla por Witiza. El enfrentamiento se hizo cada vez más virulento y por temor a sus enemigos, el grupo witizano tuvo que huir y buscar refugio en Galicia. Casi inmediatamente se desencadenó la guerra civil entre ambos bandos. Rodrigo tuvo que hacer frente a un ejército que le envió Agila al mando de su mentor Requesindo, que fue derrotado y muerto.

Como consecuencia de la derrota, según algunas fuentes, la familia del difunto rey Witiza se puso bajo la protección del conde Julián, gobernador de la plaza de Ceuta en el norte de África. Otras fuentes dicen que se reconciliaron con Rodrigo y aceptaron cargos en su ejército.

Los detalles sobre el reinado de Rodrigo aparecen en crónicas tanto árabes como latinas muy posteriores al siglo VIII, y ninguna es muy fiable. La leyenda se ha apoderado de la figura de Rodrigo, principalmente en lo que concierne a la motivación de la invasión árabe, como se ha descrito en el reinado anterior.

Esta mezcla de historia y leyenda se pone de manifiesto en los acontecimientos que se desarrollaron en Ceuta. Esta plaza, que era independiente aunque seguramente estaría bajo la influencia del reino visigodo, estaba gobernada por el conde Julián u Olián u Olbán, personaje de origen incierto, pues no se sabe si era bizantino, bereber o visigodo, aunque lo más probable es que fuera esto último. El conde Julián se había mostrado hostil al nombramiento de Rodrigo como rey de los visigodos en Hispania y era partidario de la facción que apoyaba las pretensiones de Agila. La leyenda habla del porqué de esta hostilidad afirmando que cuando la hija del conde se educaba en la corte de Rodrigo en Toledo, había sido deshonrada por el rey. Otra leyenda dice que el violador fue el anterior rey Witiza. La afrenta habría provocado en el conde el odio y la sed de venganza. Odio que seguramente le impulsara a entregar Ceuta al valí (gobernador) árabe de Ifriqiya, Musa ben Nusayr, cuando la estaba sitiando. La entrega estaría condicionada a la petición de ayuda para derrocar a Rodrigo y llevar al trono visigodo al descendiente de Witiza.

Históricamente, nada impide pensar que, gracias a los buenos oficios del conde Julián, hubo tratos entre los partidarios de Agila, el arzobispo Oppas entre ellos, y el lugarteniente de Musa, Tariq ben Ziyad, para lograr, con el auxilio de los musulmanes, la entronización de Agila. Esta petición de ayuda no es unánimemente aceptada por los historiadores, pero parece la única razón posible para explicar la actuación del arzobispo y de Julián junto a Tariq contra Rodrigo.

Lo más probable es que los árabes aprovecharan la debilidad de los visigodos para iniciar la invasión en la primavera de 711. Ya en julio de 710, con la autorización que Musa pidió al califa de Damasco Al-Walid, habían realizado una expedición que desembarcó en la actual Tarifa al mando del bereber Tarif (de ahí el nombre de la plaza), y que llegó hasta Algeciras.

La decisión de invadir el reino visigodo fue tomada y el encargado de realizarla fue el gobernador de Tánger, Tariq ben Ziyad. Éste con un ejército de siete mil guerreros, en su mayor parte bereberes, cruzó el Estrecho en naves de mercaderes el 28 de abril de 711, haciéndose fuerte en el llamado monte de Tariq (Gebel-al-Tariq o Gibraltar). Rodrigo, que estaba combatiendo en Pamplona a los vascones, envió a su sobrino Sancho para rechazar la invasión, pero fue derrotado y muerto. El rey tuvo que acudir a defender el reino. Ante su inminente llegada, Tariq pidió refuerzos a Musa que le envió cinco mil hombres más. Entre los refuerzos, se encontraba el conde Julián con la misión de indicar los puntos más débiles. Tariq siguió considerando insuficientes sus efectivos y decidió esperar la llegada del ejército visigodo.

Con el ejército de Rodrigo venía la disidente familia del difunto rey Witiza, que había sido admitida, aunque con recelo, por las tropas que aportaban. Éstos, que pensaron que los árabes sólo querían apoderarse de un buen botín y luego marcharse, decidieron traicionar al rey entablando negociaciones secretas con Tariq para que a cambio de recuperar el patrimonio real, compuesto de tres mil alquerías que Witiza había poseído, ellos abandonarían a Rodrigo en plena batalla. Tariq aceptó el pacto. Cuando se dio la batalla que comenzó el 19 de julio de 711 junto al río Guadalete, cerca de Jerez de la Frontera, aunque otros historiadores la ubican junto a Medina-Sidonia o junto al río Barbate, los hermanos de Witiza, Oppas y Sisberto, que mandaban las alas del ejército, abandonaron su posición en compañía de otros nobles que se pasaron a su bando. El ejército visigodo fue derrotado y el rey Rodrigo despareció de la Historia.

Con Rodrigo desaparece el Estado visigodo, ya que ni se nombra sucesor, ni hay rey. Y esto ocurrió porque una profunda crisis política, religiosa y civil asolaba el país desde reinados anteriores. Para describir la situación, se podrían exponer, entre otros, los siguientes hechos: rebeliones y conjuras nobiliarias para hacerse con el poder y el trono en casi todos los reinados; años de sequía, plagas de langostas, epidemias y depreciaciones de la moneda; enfrentamientos entre arrianos y católicos; aparición del bandolerismo; medidas contra los judíos; brotes de violencia en el campesinado; y crisis moral de la Iglesia donde las ordenaciones simoníacas, la presencia del concubinato y las intervenciones en política de los obispos eran muy frecuentes.

La actuación de la nobleza se podría expresar con la siguiente sistemática: conjura para derribar al monarca - castigo y confiscación de los bienes de los conjurados - donación de dichos bienes a los leales para asegurarse su fidelidad - malestar de los familiares de los desposeídos - y vuelta al complot.

Todo ello explicaría la escasísima voluntad de resistencia ante la invasión árabe por parte de todos los estamentos del reino visigodo.

 


Sucesos contemporáneos

Ir a los sucesos

 

Reyes y gobernantes coetáneos

Europa occidental:

Reyes de los francos. (merovingios).

Childeberto III (695-711). --------- Mayordomo de palacio en Neustria: Grimoaldo "el joven" (695-714) y Pipino de Heristal (679-714) en Austrasia.
Dagoberto III (711-715). --------- Mayordomo de palacio en Neustria: Grimoaldo "el joven" (695-714) y Pipino de Heristal (679-714) en Austrasia.

Bizancio:

Emperadores.

Justiniano II (705-711). 2ª vez.
Filipico (711-713).

Imperio árabe:

Califa omeya.

Al-Walid I (705-715).

Italia:

Exarcado de Rávena. (Provincia exterior de Bizancio).

Teofilacto (702-710).
Juan Rizocopio (710-711).
Eutiquio (711-712).

Rey de los lombardos.

Ariberto II (701-712).

Papa. (Roma).

Constantino I (708-715).

Britania: Escocia:

Rey de los Pictos.

Nechtan, hijo de Derelei (709-h.720).

Rey de Dalriada.

Selbach mac Ferchar (700-723).

Rey de Strathclyde.

Bili (694-722).

Inglaterra:

Rey de Kent.

Wihtraed (690-725).

Rey de Sussex.

Nothelm (692-h.714).

Rey de Northumbria.

Osred I, hijo de Aeldfrith (705-716).

Reyes de Essex.

Swaefred (695-h.715) junto con Sigeheard (695-h.715).

Rey de Wessex.

Ine, línea de Ceawlin (688-726).

Rey de East Anglia.

Ealdwulf, sobrino de Aethelwold (664-713).

Rey de Mercia.

Coelred, hijo de Aethelred (709-716).

Gales:

Rey de Gwynedd.

Idwal Iwrch the Roebuck (664-712).

Reyes de Morgannwg. (Glywysing).

Ithel ap Arthwys (665-705) junto con Morgan Mwynfawr the Courteous (665-710).
Ithel ap Morgan (710-745).

Rey de Powys.

Gwylog ap Beli (h.695-725).

Arriba