Ir a Inicio
Ir a Reyes de Aragón
Ir a Rey anterior
Ir a Rey posterior

Alfonso II "el Casto"
Rey de la Corona de Aragón (1157<1164-1196>1196)

Genealogía


Su reinado

Alfonso o Ramón, según se tome uno u otro de los testamentos de sus progenitores, nació seguramente en Huesca en 1157 (hay discrepancias con la fecha). Era hijo de Petronila, hija del rey Ramiro II "el Monje" de Aragón y de Ramón Berenguer IV, conde de Barcelona. Cuando su padre murió en 1162, la nobleza decidió que asumiera de hecho la titularidad del reino, ya que su madre estaba incapacitada por ley para el ejercicio del poder, aunque conservaba sus derechos. Heredaba el reino de Aragón, incluido el reino conquistado de Zaragoza, y los condados de Barcelona, Gerona, Besalú y Ausona. Pero no el condado de Cerdaña ni el señorío de Carcasona, que lo heredaba su hermano Pedro, aunque con el reconocimiento de dependencia a Alfonso.

En septiembre de aquel año de 1162, Fernando II de León se reunió con los consejeros de Alfonso II en Ágreda para firmar un tratado de alianza y acordar la futura boda entre Alfonso y su hermana Sancha. En la misma reunión, el leonés se autoadjudicó la tutoría de Alfonso II. Al año siguiente, aquellos consejeros también firmaron un acuerdo de paz con Sancho VI de Navarra.

En 1164, Alfonso II se convirtió en el primer rey de la que posteriormente se denominará “Corona de Aragón” por la decisión de su madre Petronila de donarle sus derechos del reino. Seguramente, con la donación se soslayaron los posibles problemas que representaron el testamento de Ramón Berenguer IV de encomendar la tutela de Alfonso, junto con el reino, a Enrique II de Inglaterra, o el de la tutoría de Fernando II de León. Desde el primer momento, fue la fidelidad de sus consejeros y la de los nobles los que consiguieron un tránsito sin sobresaltos al nuevo reinado.

En 1166 se produjo la muerte, en el sitio de Niza, de Ramón Berenguer III, conde de Provenza y primo de Alfonso II. La viuda del conde se casó inmediatamente con el conde Raimundo V de Tolosa y reclamó sus derechos sobre el condado. Si los conseguía, el tolosano dominaría el sur de la actual Francia apoyado por sus aliados de Génova y Pisa. La rápida intervención de los consejeros de Alfonso II, que también tenía sus derechos, provocó una guerra que se saldó con la incorporación del condado de Provenza, que convirtieron en ducado, a la Corona en 1167. Una alianza con Montpellier, Baux, Millaú y Gavaldá, junto con un acuerdo comercial con Génova, consiguió frenar las aspiraciones del conde de Tolosa.

En 1168, los consejeros de Alfonso II firmaron con Sancho VI de Navarra en Vadoluengo, Sangüesa, un pacto en el que se establecían veinte años de paz y el reparto de las conquistas que se realizaran en el reino taifa de Valencia-Murcia de Ibn Mardanis "el Rey Lobo". Al año siguiente, tropas aragonesas comenzaron a atacar la frontera norte de aquel reino. El muladí, al no poder responder a los ataque por encontrarse inmerso en la lucha contra los almohades, pidió la mediación de Alfonso VIII de Castilla, del que era vasallo. El tratado de Sahagún de junio de 1170, por el que Alfonso II concedió una tregua por cinco años al Rey Lobo a cambio de recibir parias de éste durante esos años, fue la respuesta a la ayuda solicitada. Un mes más tarde, los jóvenes reyes de Aragón y Castilla se reunieron en Zaragoza donde acordaron prestarse ayuda mutua frente a terceros, con la excepción de Enrique II de Inglaterra. La salvedad se debía a que el aragonés era aliado del inglés por intereses comunes en Aquitania, y el castellano se convertiría en septiembre de aquel año en yerno del inglés al casarse con su hija Leonor Plantagenet, hermana de Ricardo Corazón de León. Fue en aquel año de 1170, cuando el caballero navarro Pedro Ruiz de Azagra consiguió la independencia del estratégico señorío de Albarracín. Señorío que era muy apetecido por Aragón, Navarra y Castilla, y que logró mantenerse independiente durante más de un siglo.

En 1169, el término Cathalonia (Cataluña) apareció por primera vez en los documentos de Alfonso II, refiriéndose a un espacio geográfico, social y político, que no coincidía con lo que más tarde será Cataluña. En dichos documentos se comenzó a distinguir por sus orígenes a los barones aragoneses de los catalanes.

En 1170 murió el conde Gastón IV de Bearn sin dejar heredero. El condado recayó en su hermana María, que buscó el amparo de Alfonso II y le prestó vasallaje en Jaca. También, el conde de Bigorra Céntulo III se declaró vasallo del rey aragonés.

En 1171, Alfonso II conquistó a los almohades el castillo de Mora de Rubielos. Al año siguiente, realizó una incursión contra Valencia para imponer al hermano del rey Lobo la duplicación de las parias. A continuación, emprendió viaje a Perpiñán para hacerse cargo del condado de Rosellón que había heredado.

En 1173, Alfonso II apoyó a Alfonso VIII de Castilla en sus expediciones contra Navarra para recuperar las numerosas plazas arrebatadas durante la minoría de edad del castellano. Aquella alianza se afianzó a principios de 1174 con el matrimonio de Alfonso II con Sancha, tía de Alfonso VIII. En una de aquellas expediciones conjuntas contra Navarra, Alfonso II conquistó y destruyó la fortaleza y la villa de Milagro.

En 1175, Alfonso II firmó el tratado de Amparanza (amparo) con los habitantes del valle de Arán, que pertenecía al condado de Cominges. Ello le permitió anexionarse el valle a cambio de protección, luego nombró tenente del mismo al conde de Bigorra Céntulo III, al que también nombró conde de Pallars Sobirá y de Ribagorza.

En 1176, después de varias negociaciones, Alfonso II compró al conde de Tolosa la renuncia a sus derechos sobre el condado de Provenza. A continuación, delegó el gobierno de todos sus territorios al norte de los Pirineos en su hermano Pedro, que ya tenía intereses en la región por el testamento de su padre, y se había cambiado el nombre por el de Ramón Berenguer IV de Provenza.

En junio de 1177, Alfonso II convocó en Tarazona a Alfonso VIII y a Fernando II para negociar el reparto de Navarra entre los tres reinos. Por tal motivo, seguramente, Sancho VI no asistió o no fue invitado a la reunión (el derecho que creían tener para el reparto se debía a que el reino de Navarra, desde su separación de Aragón, no era reconocido como tal al no haberlo hecho todavía el papa). Poco después, Alfonso II, que seguramente vería con preocupación el obstáculo que suponía para su expansión hacia Levante el señorío de Albarracín y la próxima conquista de Cuenca por parte de Alfonso VIII, se reunió con el castellano en el cerco de aquella ciudad, en el que participó activamente, para revalidar sus antiguos acuerdos de repartirse Navarra y los territorios que conquistaran en al-Andalus. Tras el acuerdo, el aragonés marchó con sus tropas hasta Lorca, en tierras de Murcia, y regresó por Teruel, donde otorgó el fuero de población a aquella villa.

En 1179, ambos reyes volvieron a reunirse, esta vez en Cazola, entre Ariza y Huerta, para firmar un tratado que modificaba en parte el de Tudillén, firmado por Alfonso VII de Castilla-León y el conde de Barcelona Ramón Berenguer IV en 1151. Las cláusulas que se modificaron se referían a la fijación de los territorios que podían conquistar cada reino a los almohades. Por ellas, a Aragón le correspondía el reino de Valencia, incluidos Játiva, Biar y Denia con sus territorios hasta Calpe; quedando para Castilla el resto desde el puerto de Biar. Así, Aragón renunciaba al reino de Murcia para evitar el vasallaje a Castilla, según se acordaba en el antiguo tratado, y conseguía definir exactamente el territorio que podía conquistar sin posibilidad de posteriores reclamaciones. Además, volvieron a acordar la mutua colaboración para repartirse Navarra, aunque este asunto quedó aparcado por Alfonso II, ya que aquel mismo verano, después de realizar una campaña por tierras de Levante, atravesó los Pirineos y se dedicó a recorrer Béziers, Carcasona y Perpiñán.

En 1180, la cancillería de Alfonso II comenzó a fechar sus documentos a partir de la edad de Cristo, abandonando así la costumbre de hacerlo con los años de reinado de los monarcas francos. Con ello, el rey de Aragón se reafirmó en no ser vasallo de ningún otro.

En 1181, el conde Ramón Berenguer IV de Provenza, hermano de Alfonso II, fue asesinado por instigación del conde Raimundo V de Tolosa cuando prestaba ayuda a Narbona, que había sido invadida por el tolosano. Por este motivo Alfonso II emprendió una expedición de castigo contra varios castillos del condado de Tolosa obligando al tolosano a claudicar. A continuación nombró como nuevo conde de Provenza a su hermano menor Sancho.

En 1186, ante el inminente fallecimiento del señor de Albarracín Pedro Ruiz de Azagra, Alfonso II y Alfonso VIII se entrevistaron en Ágreda y en Berdejo para tratar de su anexión o conquista por Aragón. El aragonés consiguió el cese de la ayuda del castellano al señorío a cambio de hacer efectiva la dote de su mujer Sancha, tía de Alfonso VIII, y de ayudarlo en sus enfrentamientos con Navarra.

En el verano de 1188 se celebró en Gerona una de las asambleas de Paz y Tregua, integrada por nobles, prelados y eclesiásticos, en la que Alfonso II se vio obligado a no recaudar la tasa sobre los bueyes (bovatge), impuesto fundamental para la financiación de las acciones bélicas, y a no derogar los Usatges (usos y costumbres que formaban parte del derecho común y que eran muy favorables a la nobleza). A cambio Alfonso II fortalecía la institución administrativa de los vegueres (veguerías) en lo que respecta a la protección del orden público, tendría capacidad para intervenir en causas entre señores y campesinos y además, podría actuar contra los nobles que no le reconocieran su potestad sobre los castillos. En las asambleas que se celebraron en Barcelona en los años 1190 y 1191, se volvió a incidir sobre los mismos asuntos.

También, en 1190 comenzó a exteriorizarse la hostilidad de los reinos peninsulares cristianos hacia la poderosa Castilla. El temor a su supremacía fue la causa de que Alfonso II se reuniera en Borja y Daroca con Sancho VI para pactar una alianza contra los castellanos. La entrevista fue auspiciada por Fernando Ruiz de Azagra, nuevo señor de Albarracín, con el que el aragonés había decidido entenderse ante la ineficacia de sus alianzas con Castilla para apropiarse del señorío. En mayo, los reyes de Aragón, León y Portugal se obligaron en Huesca a guerrear contra Castilla y no firmar la paz sin el acuerdo entre ellos. Al año siguiente, Sancho VI se adhirió, con un tratado en Tarazona, a aquella alianza. Las hostilidades comenzaron cuando Aragón atacó a Castilla por Soria y ésta respondió penetrando por Teruel. A pesar de las obligaciones contraídas en el pacto, Sancho VI no intervino. Éste fue uno de los escasos enfrentamientos que se produjeron.

Además, en aquel año, el condado de Pallars Jussá, a través de Dulce de So, sobrina del conde Arnaldo Mir, fue donado a Alfonso II que necesitó, seguramente, actuar militarmente para controlarlo.

En 1192, para intentar que se aprobasen los asuntos que llevó a la asamblea de Barcelona, Alfonso II reunió en Barbastro a otro tipo de asamblea donde estaban los prelados, los miembros de la nobleza que le eran favorables y los representantes de las ciudades y villas. Ello dio origen a las Cortes de Aragón, donde los concejos ciudadanos participaban en temas de fiscalidad, orden público y en política económica, entre otros. En la asamblea, el rey acusó a los magnates de la ruptura de la Paz por invocar los Usatges, a pesar de su escasa efectividad, y se hizo patente que el rey tenía otras vías para hacer valer la autoridad de la monarquía. Las actas no fueron firmadas por casi nadie, y las acusaciones de Alfonso II supusieron que sus relaciones con la nobleza estaban casi rotas.

En el verano de aquel año, Aragón y Castilla pactaran una tregua, que se consolidó por la mediación del legado pontificio.

En 1194, el nuevo conde de Tolosa Raimundo VI, que había sucedido a su padre Raimundo V, puso fin a la antigua enemistad que mantenía con Aragón acordando una paz.

En noviembre de 1195, Alfonso II realizó una peregrinación a Santiago de Compostela que aprovechó para entrevistarse con todos los reyes cristianos peninsulares. Regresó en marzo de 1196 y poco después murió. Fue enterrado en el monasterio de Poblet.

Alfonso II fue un hombre amante de la poesía y de la trova provenzal, que practicó. Por ello, la historia le pone el sobrenombre de “el Trovador”, y también el de “el Casto” por no haber tenido hijos bastardos, aunque algunos cronistas le reprocharon sus muchos amoríos.

Sucesos contemporáneos

Ir a los sucesos

 

Reyes y gobernantes coetáneos

León: 

Reyes de León.

Fernando II (1157-1188).
Alfonso IX (1188-1230).

Castilla:

Rey de Castilla.

Alfonso VIII (1158-1214).

Navarra:

Reyes de Navarra.

Sancho VI "el Sabio" (1150-1194).
Sancho VII "el Fuerte" (1194-1234).

Condados catalanes
no integrados en la
Corona de Aragón:

Condes de Ampurias.

Hugo III (1153-1173).
Ponce III (1173-1200).

Condes de Urgel.

Armengol VII (1153-1184).
Armengol VIII (1184-1209).

Condes de Pallars-Sobirá.

Artal III (1124-1167).
Artal IV (1167-1182).

------- En 1175, Alfonso II de Aragón ¿cedió? en vasallaje el condado al conde Céntulo III de Bigorra.

Bernardo III (1182-1199).

Condes de Pallars-Jussá.

Arnaldo Mir (1124-1174).
Ramón VI (1174-1177).
Valença (1177-1182).
Dulce de So (1182-1192).

------- 1192.- Integación en la Corona de Aragón.

Al-Andalus:

(Segundos reinos de taifas e imperio almohade)

Califas almohades soberanos en al-Andalus.

Abú Yaqub Yusuf (1163-1184).
Abú Yusuf Yaqub al-Mansur (1184-1199).

Régulo de la taifa de Tavira.

Abd Allah ben Ubayd Allah (1151-1167).

------- 1167.- Conquistada por los almohades.

Régulo de la taifa de Valencia.

Abú Abd Allah Muhammad ben Sad ben Mardanis “rey Lobo” (1147-1172).

------- 1172.- Entregada a los almohades.

Reino taifa de Jaén.

------- 1168.- Conquistada por los almohades.

Régulos de la taifa de Baleares.

Ishaq ben Muhammad (1155-1184).
Muhammad ben Ishaq (1184-1184). 1ª vez.
Alí ben Ishaq (1184-1185).
Muhammad ben Ishaq (1185-1187). 2ª vez.
Tasufín ben Ishaq (1187).
Abd Allah ben Ishaq (1187-1203).

Régulo de la taifa de Segura.

Ibn Hamusk (1146-1169), suegro de Ibn Mardanis.

------- 1169.- Entregada a los almohades.

Portugal:

Reyes de Portugal.

Alfonso I (1139-1185).
Sancho I (1185-1211).

Francia:

Reyes de Francia.
(Dinastía Capeta).

Luis VII "el Joven" (1137-1180).
Felipe II "Augusto" (1180-1223).

Alemania:

Reyes de Germania.
(Dinastía de Hohenstaufen)

Federico I "Barbarroja" (1152-1190).
Enrique VI "el Severo" (1190-1197).

Emperadores del Sacro Imperio Romano Germánico.

Federico I "Barbarroja" (1155-1190).
Enrique VI "el Severo" (1191-1197).

Italia:

Reyes de Italia (Norte).

------- Perteneciente al Sacro Imperio Romano Germánico desde 962.

Dux de la República de Venecia.

Vital II Michele (1156-1172).
Sebastian Ziani (1172-1178).
Orio Mastropiero (1178-1192).
Enrico Dandolo (1192-1205).

Estados Pontificios (Papas).

Alejandro III (1159-1181).

------- (Antipapas).

------- Victor IV (1159-1164).
------- Pascual III (1164-1168).
------- Calixto III (1168-1178).
------- Inocencio III (1179-1180).

Lucui III (1181-1185).
Urbano III (1185-1187).
Gregorio VIII (1187), 2 meses.
Clemente III (1187-1191).
Celestino III (1191-1198).

Príncipe de Capua. (Normandos).

Enrique (1158-1172).

------- Se integró en el reino de Sicilia en 1172.

Reyes de Sicilia. (Sicilia y Nápoles).
(Normandos).

Guillermo I (1154-1166). (Nieto de Alfonso VI de Castilla y León).
Guillermo II (1166-1189).
Tancredo (1189-1194).
Guillermo III (1194). Destronado.

(Dinastía Hohenstaufen).

Enrique I (1194-1197). Emperador del Sacro Imperio con el nombre de Enrique VI.

Britania:

Escocia:

Reyes de Escocia.

Malcolm IV (1153-1165).
William I (1165-1214).

Inglaterra:

Rey de Inglaterra.

Henry II Plantagenet (1154-1189).
Richard I "Lionhart" (1189-1199). (Corazón de León).

Gales:

Reyes de Gwynedd, Powys y Deheubarth.

Owain Gwynedd (1137-1170).

------- 1170.- Dividido en tres principados por herencia.

---- Maelgwyn ab Owain (1170-1173). Príncipe de Anglesey.
---- Dafydd ab Owain (1170-1194). Príncipe de Gwynedd oriental.
---- Rhodri ab Owain (1170-1173) y (1175-1190). Príncipe de Gwynedd occidental.

Dafydd ab Owain (1190-1194).
Llywelyn Iorweth "el Grande" (1195-1240).

Imperio bizantino. (Bizancio):

Emperadores.
(Dinastía Comneno).

Manuel I (1143-1180).
Alejo II (1180-1183).
Andronico I (1183-1185).

(Dinastía Ángel).

Isaac II (1185-1195).
Alejo III (1195-1203).

Imperios musulmanes: Califato árabe abbasí:

Califas abbasíes. (Bagdad).

Al-Mustanyid (1160-1170).
Al-Mustadi (1170-1180).
Al-Nasir (1180-1225).

Califato fatimí:

Califa fatimí. (El Cairo)

Al-Adid (1160-1171). (Fin del califato fatimí).

Califato almohade:

Califas almohades. (Marrakech).

Abú Yaqub Yusuf (1163-1184).
Abú Yusuf Yaqub al-Mansur (1184-1199).

Arriba